SIMPLEMENTE SER.

Una mujer en agonía, de pronto tuvo la sensación de que era llevada al cielo y presentada ante el tribunal.
– ¿Quién eres?, dijo la voz.
– Soy la mujer del alcalde, respondió ella.
– Te he preguntado quién eres, no con quién estás casada.
– Soy la madre de cuatro hijos.
– Te he preguntado quién eres, no cuántos hijos tienes.
– Soy maestra de escuela.
– Te he preguntado quién eres, no cuál es tu profesión.
– Soy cristiana.
– Te he preguntado quién eres, no cuál es tu religión.
– Soy una persona que iba todos los días a la iglesia y ayudaba a los pobre y necesitados.
– Te he preguntado quién eres, no lo que hacías.
Tu obligación es SER.
No un personaje ni un don nadie.
Sino simplemente SER.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: